XXVIIIº Grosser Preis von Deutschland

Jack Brabham by Muneta & Cerracín

El australiano Jack Brabham fue el brillante vencedor del XXVIIIº Grosser Preis von Deutschland un desapacible y lluvioso 7 de agosto de 1966 en el trazado de Nürburgring, Eifel, próximo a Adenau (15 vueltas x 22,81 kms = 342,15 kilómetros), tras partir desde la quinta plaza (segunda fila) de la parrilla de salida, a la estela del Lotus de Clark, el Cooper de Surtees, el BRM de Stewart y el Ferrari de Scarfiotti.

Undécima victoria, como piloto, de Jack Brabham.

Sexta victoria de la escudería  Brabham Racing Organisation.

Cuarta victoria del motorista Repco

44ª y última pole position del fabricante de propulsores Climax.

40º pódium del motorista Maserati.

El público asistente en las últimas ediciones del Gran Premio de Alemania venía disminuyendo de manera alarmante por el alto precio de las entradas y por que los espectadores solo podían disfrutar de la visión de los monoplazas un máximo de quince veces en los casi 23 kilómetros de recorrido del mastodóntico circuito alemán.

A fin de enriquecer las parrillas de salida, los organizadores germanos decidieron que los monoplazas de Fórmula 2 volvieran a participar como ya lo hicieran las temporadas de 1957 y 1958, compitiendo éstos por una clasificación propia, para que así, los espectadores pudieran disfrutar con un más continuo paso de monoplazas por delante de las tribunas.

John Taylor by Muneta & Cerracín

Accidente mortal de John Taylor de la escudería de David Bridges a los mandos de un Brabham BT11 - BRM P60 en la vuelta inicial.

Jack Brabham llegó al trazado de Nürburgring con el título casi en el bolsillo, gracias a las victorias obtenidas de las tres últimas carreras. En los entrenamientos Jack se conformó con el quinto mejor tiempo que le permite tomar la salida desde la segunda línea de la parrilla, estando ocupada la primera por el escocés Jim Clark al volante de su Lotus - Climax V8. El escocés rodó casi dos segundos más rápido que su más inmediato rival, el Cooper-Maserati de John Surtees. Jackie Stewart fue tercero por delante del Ferrari 312 de Ludovico Scarfiotti que retornaba a la Fórmula 1 tras dos años de ausencia. La segunda fila estaba compuesta por Brabham y los otros dos monoplazas de la Scuderia, con Lorenzo Bandini y Mike Parkes.

Entre los monoplazas de Fórmula 2, el mejor crono lo realizó el joven piloto belga Jacky Ickx y también el veterano piloto alemán Hans Hermann, que en 1954 disputó el Gran Premio de Francia pilotando uno de los Mercedes-Benz junto a Juan Manuel Fangio y Karl Kling.

En el macizo de Eifel el día de la carrera amaneció muy nublado, pero la lluvia apenas hizo acto de presencia.

18 monoplazas de Fórmula 1 y nueve de Fórmula 2 configuraron la parrilla de salida.

John Surtees apareció en cabeza seguido por Jack Brabham, Lorenzo Bandini, jochen Rindt, Jim Clark, Dan Gurney y Jackie Stewart en los primeros puestos al final de la larga recta de salida y tras abordar la curva Norte. 

De repente altas columnas de humo se divisan al final del descenso de Quiddeelbarcher-Hohe. Dos monoplazas se han visto involucrados en un grave accidente y uno de ellos arde con el piloto aun en su interior. Se trataba del Brabham-BRM del británico John Taylor, el otro era el Matra-Ford del belga Jacky Ickx, que había sido arrollado por el del desafortunado piloto inglés. John fue extraído de los restos achicharrados de su Brabham por los bomberos del circuito y evacuado rápidamente en ambulancia al hospital. Lamentablemente el joven piloto británico falleció un mes después en el hospital alemán de Coblenza, mientras que Jacky Ickx salió ileso del accidente milagrosamente.

Muy lejos, y ajenos a la tragedia sigue la contienda y antes de que finalice el primer giro Jack Brabham supera a John Surtees arrebatándole la primera plaza, no obstante el británico se pega al australiano y comienzan a distanciarse poco a poco del pelotón.

Rindt, Gurney y Stewart, son ahora sus más inmediatos perseguidores, mientras que Bandini y Clark con problemas con sus neumáticos hacen lo que pueden. 

Superada la mitad de carrera Brabham y Surtees siguen rodando prácticamente juntos, con una diferencia de medio minuto sobre jochen Rindt, que marchaba en solitario.

Denny Hulme quien se colocó en cuarta posición en la octava vuelta también estaba haciendo una fenomenal actuación. Pero en el siguiente paso por meta, el neozelandés se vio obligado a abandonar con problemas de ignición.

Los Ferrari de Mike Parkes y Ludovico Scarfiotti que estaban inmersos en el seno del pelotón, daban por finalizada su lamentable actuación en Nürburgring. Mike tras un leve accidente, y el Ludovico con problemas eléctricos.

Al volante de un Cooper-Ferrari, Chris Lawrence en la décima vuelta se convierte en la siguiente víctima de la carrera al romper la suspensión delantera.

Una vuelta más tarde Jim Clark, se ve obligado a decir adiós definitivamente al título al salirse de la pista en la curva Wippermann.

En esos momentos, por fin Jack Brabham lograba despegarse de John Surtees, ya que el británico comenzaba a padecer ciertos problemas con el embrague. De los cinco segundos de diferencia que había entre ellos en la decimotercera vuelta, se pasó a más de 44 segundos en la línea de meta.

El viejo Jack Brabham, con esta undécima victoria de su palmarés, y cuarta de la temporada, se situaba a tres puntos de proclamarse campeón del mundo matemáticamente por tercera vez en su trayectoria deportiva.

El británico John Surtees, segundo en meta, pasó a ser el único que aun contaba con posibilidades de arrebatarle el título al piloto australiano, ya que pese a estar tercero en el campeonato, tanto Graham Hill como su compañero jochen Rindt, solo podrían sumar un resultado más a los cuatro que poseían, ya que si no tendrían que descartar algunos puntos y no podrían alcanzar a Brabham en la clasificación. Precisamente ellos finalizaron tercero y cuarto. 

Jackie Stewart finalizó quinto por delante de Lorenzo Bandini, que salvó del fiasco total a la Scuderia. Dan Gurney con su Eagle y Peter Arundell con su Lotus – BRM fueron los otros dos supervivientes de esta dramática carrera.

En Fórmula 2, el francés Jean Pierre Beltoise obtuvo la victoria por delante de Hubert Hahne, Jo Schlesser y Hans Hermann, los cuatro únicos participantes de esta categoría que finalizaron la prueba. Todos ellos lograron acabar la carrera por delante del Lotus-BRM del británico Peter Arundell.

Jim Clark by Muneta & Cerracín

26ª pole position del escocés Jim Clark, 31ª pole de la escudería Lotus como constructor y 44ª de Climax como motorista, al haber rodado en 8' 16,5'', a un promedio de 165,39 kmh.

GP de anterior
GP posterior